Prueba tu aplicación Android con GenyMotion

Prueba tu aplicación Android con GenyMotion

Buenos días a todos y bienvenidos a un nuevo artículo del blog. Hoy vamos a hablar de Genymotion, que es un emulador de Android que nos permite probar nuestras aplicaciones.

¡Vaya novedad! Dirá alguno, si Android Studio ya tiene un emulador… Sí lo tiene, pero no es muy eficiente.

 

Programadora pacífica tras 10 minutos usando el emulador integrado

 

Si tienes una máquina muy potente, puedes usar el que viene “de serie” y probablemente no notes esa diferencia. Pero si eres como el común de los mortales tus 10-15 minutos de espera no te los quita nadie. Para optimizar esos tiempos, llega al rescate GenyMotion que tiene (aunque un poco escondida, eso sí) una versión gratuita que podrás usar para tus desarrollos.

El enlace de descarga lo tienes aquí.

Vamos a suponer que ya has instalado la aplicación (siguiente-siguiente, estilo Windows) y a ver cómo creamos un Android virtual.

 

Creación de un dispositivo virtual

 

Esta es la pantalla inicial en GenyMotion:

 

espai emulador genymotion android

 

el primer paso es pulsar en “add” (el icono +) y escoger una de las siguientes opciones

 

 

si no encontráis la versión que buscáis, siempre podéis hacer una búsqueda en la esquina superior derecha, donde aparece el icono de una lupa, y buscar por ejemplo “8.0” para buscar un Android de ese tipo.

 

vamos a seleccionar el primero (custom phone, 7.1.0). Si no te aparece, puedes utilizar cualquier otra versión, para el ejemplo nos servirá igual. Eso sí, piensa que cuanto mayor sea la versión de Android, probablemente más memoria y procesador consumirá tu Android virtual. Esto es lógico, porque a medida que pasa el tiempo los smartphones van siendo más potentes, así que tu ordenador necesitará más potencia para emular un teléfono reciente.

 

 

pulsamos en siguiente y nos aparece la siguiente pantalla:

 

 

Aquí GenyMotion nos está pidiendo confirmación sobre las características del “Android virtual” que estamos creando, y de paso nos pide un nombre para ese dispositivo. Podemos dejar el valor que hay por defecto, o usar uno como “Mi teléfono virtual”.

Personalmente prefiero dejarlo como está porque de un vistazo vemos las características del dispositivo, y más aún si vamos a tener varios… Cosa muy recomendable, por ejemplo, para probar el comportamiento de nuestra aplicación en diferentes tamaños de pantalla.

 

Pulsamos en “Next” y la siguiente pantalla es esta:

 

 

Como veis, GenyMotion comienza a crear nuestro dispositivo. Si estamos creando uno de un nivel de API (versión de Android) que no habíamos creado antes, descargará previamente esa versión y cuando lo tenga todo pasará a crear el dispositivo. Cuando termine, a parecerá la siguiente pantalla:

 

 

Ahora solo nos falta pulsar en “Finalizar”, y ya tenemos creado nuestro dispositivo virtual. En la siguiente pantalla, GenyMotion nos muestra el nuevo Android que hemos creado:

 

 

Iniciar el dispositivo

 

Vamos a ponerlo en marcha, para eso pulsad en “custom phone” para aseguraros que esta seleccionado y después en “start” en la esquina superior izquierda. La pantalla que aparece a continuación es ésta:

 

Cuando termine la carga aparecerá (por fin) nuestro dispositivo virtual, en mi caso aparece así:

 

 

Y si lo utilizáis un poco veréis que es como cualquier dispositivo Android, podéis navegar, ver fotos… Y lo más importante, probar las aplicaciones que estés desarrollando en todos los tamaños de pantalla que se os ocurra. Y eso sin desembolsar ni un euro, ni teniendo 37 teléfonos perdidos por toda la casa.

 

Creación de una aplicación de prueba en Android Studio

 

Ahora nos toca crear un “hola mundo” en Android, e instalarlo en nuestro nuevo emulador virtual. Para eso, abrimos Android Studio y pulsamos en “Start a new Android Studio project”. En mi caso sale en inglés, en el vuestro podría salir en castellano.

Nota: Si quieres comenzar con el desarrollo de aplicaciones puedes hacerlo con este otro artículo del blog.

 

 

y para no dar demasiados detalles, pulsad en “siguiente-siguiente…” y al final, en “finalizar”. Cuando acabemos tendremos esto:

 

 

Probando nuestra aplicación en el dispositivo virtual

 

Lo que veréis a continuación es el editor de código de Android Studio, pero por ahora no profundizaremos en ello. Simplemente buscad un botón que parece el “play” de un vídeo en la parte superior central, o pulsad “mayúsculas” + F10. Os aparecerá una pantalla similar a ésta:

 

 

 

Como veis, Android Studio ha encontrado nuestro dispositivo virtual. Un apunte, si no lo tenéis iniciado (el dispositivo virtual) no importa que lo tengáis creado en GenyMotion, Android Studio no lo encontrará.

Si pulsáis ahora en “OK” Android Studio se pondrá a generar la aplicación…

 

 

… y cuando termine, este será el resultado

 

 

 

Como veis, nuestra nueva app ya funciona sobre el emulador de GenyMotion, y por cierto bastante más fluida que en el emulador que Android Studio trae de serie.

 

Probablemente con el tiempo Google mejorará su emulador integrado, pero mientras ese momento llega… ¡Bienvenido Genymotion!

 

Hasta aquí el artículo de hoy, si te ha gustado compártelo con tus amigos y si no te ha gustado… Pues también! Sería una buen broma, ¿no crees? 🙂

 

 

 

¡Saludos!

 

Escribe un comentario